Hablemos de hipotecas, ¿Ha muerto el Euribor? Su sucesor: el IRS

noviembre 22, 2012

[Esta entrada fue originalmente publicada en QueAprendemosHoy.com que es una web con la que colaboro mensualmente]

Respuesta corta: “No”. Respuesta larga: “Si, pero…” Y es que , ¿Quién no conoce hoy en día qué es el Euribor? Aunque no lo crea el lector, hubo un momento años atrás a esta crisis donde nadie sabía qué era el Euribor, ni se preocupaba a la hora de firmar créditos hipotecarios a interés variable en base a él. Daba igual porque estábamos viviendo una época de bonanza y en la fiesta del desmadre crediticio todo tenía cabida. Pero tras la fiesta, llega la resaca, y los deudores se empezaron a  preguntar muchas cosas acerca de las deudas que habían adquirido confiando en su banco y en su buen hacer.

Realmente, aunque la vida de mucha gente dependa de un indicador, nadie sabe cómo se forma, por eso no pueden predecir sus movimientos, y, en consecuencia, tomar decisiones de si me conviene una hipoteca a tipo fijo, en base al Índice de Referencia de Préstamos Hipotecarios o al Euribor. Es más, ni los artífices de susodichos índices de referencia quieren que nos enteremos, visto la artimaña de Barclays & Cía para manipular el Libor (UK) en Abril de este mismo año.

Firma crédito hipotecario

No hace falta decir, y más en España, que estamos viviendo un auténtico drama con cientos de desahucios diarios y la sociedad carga contra la Banca por el desmadre hipotecario del que parece que ahora nadie se quiere hacer responsable. ¿Qué podemos hacer ahora? Mucho se ha escrito sobre cuál podría ser la posible solución, pero creo que muchos no podrán salir de esta airosos y el problema tendrá un desagradable final tanto para los que firmaron sin saber, como los que facilitaron esa firma sabiendo que el que firmaba no sabía lo que realmente estaba firmando. Intrincado y controvertido.

¿Y qué tal si aprendemos algo de lo acontecido? ¿Y si hacemos un esfuerzo y nos formamos un poco financieramente antes de adquirir una deuda de media vida? De lo que os vengo a hablar hoy, y va a ser de vital importancia para los próximos años, es del nuevo índice de referencia para las hipotecas: el Interest Rate Swap. El IRS es el precio al que se negocia el dinero en el mercado de cobertura de riesgo, donde la banca opera con SWAPS para financiarse. Los SWAPS son permutas financieras que permiten cerrar hoy un intercambio futuro de dinero, son instrumentos derivados. Pero con una salvedad, el IRS se calcula como una media del mercado de futuros sobre los tipos a 5 años, para así intentar estimar de una manera más fiel el precio del dinero a 5 años vista.

Este es una de los principales argumentos del Banco de España para promocionar el IRS: la transparencia y la estabilidad. La idea sería revisar la hipotecas referenciadas cada 5 años, ya que la volatilidad en comparación con el Euribor dicen ser menor. Yo me lo creo a la mitad, ya que si nos vamos al gráfico Euribor versus IRS vemos como la volatilidad es muy parecida:

Comparativa Euribor e IRS

Creo más bien que el interés de crear este nuevo índice responde a: 1º: Lavado de imagen para el Euribor. Los clientes escuchan la palabra “Euribor” y ya ven la operación con reticencias. 2º: Este nuevo índice es difícil de entender para alguien que no tenga conocimientos financieros3º: Desvincular el índice de cualquier posible fraude o manipulación como la que hemos visto antes. Bueno, ¿jugada perfecta entonces? Pues no. Ya que como se puede ver en el gráfico, el valor del IRS ha estado por encima del valor del Euribor en casi todo momento desde hace 13 años. O sea, pagaremos más por financiar nuestra vivienda.

Hasta ahora, datos del IRS no estaban siendo tomados en cuenta como indicador para las hipotecas, y aunque estos datos se hayan extraído de series históricas, ha sido este pasado 29 de Abril cuando se ha aceptado al IRS como un indicador oficial para referenciar hipotecas. En cambio, hemos tenido que esperar a Noviembre para que el Banco de España ofreciese datos oficiales y exactos de su cotización. En este PDF, se puede ver que la cotización de Octubre ha sido de 0.971%, mientras que el Euribor ha marcado un 0.65%. Aun así, sigue siendo mucho más barato que los otros dos índices: el IRPH de entidades (3,347%) o la deuda pública (4,849%). A modo de ejemplo, actualmente y para dos hipoteca con el mismo horizonte temporal,  la misma cuantía y el mismo diferencial (+2%), una referenciada a Euribor+2% y otra a IRS+2%, implicaría que con el IRS pagaríamos un 4,13% más. Aunque tenemos que ser cautos, ya que tanto IRS como Euribor fluctuarán y quién sabe qué puede pasar en un futuro.

Ya sabemos cómo funciona el IRS y cual será la diferencia con el Euribor. Respondamos a la pregunta que reza en el título: ¿Sustituirá al archiconocido Euribor? Si, pero… será algo muy muy paulatino, casi sin darnos cuenta. La idea de la banca es empezar a ofrecer hipotecas referenciadas al IRS a principios del 2013, en detrimento de las indexadas al Euribor. De lo que si que nos daremos cuenta será de la desaparición del IRPH el 28 de Abril del 2013, cuando ya se deje de usar para formalizar hipotecas¿Y qué tendré que hacer si tengo una hipoteca en base al IRPH? Normalmente, ya viene contemplado en las cláusulas del contrato qué hacer en caso de extinción del índice, siendo normal que se sustituya directamente por el Euribor, y de constar en el contrato qué hacer, se deberá renegociar con el banco.

Sinceramente, creo que aunque se trate de explicar por activa y por pasiva, muchos acabarán firmando dentro de unos meses cosas que no saben lo que son, aun presuponiendo que de ello dependerá una parte muy importante de sus vidas. Ya no pido que cada uno de nosotros sea un gran analista financiero que sepa decidir hoy si le conviene o no algo que le afectará 20 o 30 años, pero lo que pido es conocimiento de lo que se está haciendo cuando se adquiere un compromiso de tales magnitudes, y, de no entender lo que se va a contratar, no hacerlo. Ojalá muchas de las 700 personas que van a ser desahuciadas mañana en España se hubieran parado a pensar sobre esto. Y no me refiero solamente al índice de referencia, me refiero a los plazos, al sistema de amortización, a la periodicidad, a las cláusulas, a las deducciones, a los gastos de cancelación, a las comisiones de apertura y estudio, a los productos adicionales que obligan a contratar y un largo etc que empieza y termina con la pregunta: ¿Podía haberme hipotecarme con esas condiciones?

Hoy ya hemos aprendido algo muy importante, y creo que si has hecho el esfuerzo de leer hasta aquí es porque eres lo suficientemente curioso como para que sea difícil que llegues a situaciones imprevistas que desemboquen en acciones trágicas. Así que si quieres ayudar a que entre todos mejoremos nuestra cultura financiera, podrías compartir esto para que sean muy pocos los que el día de mañana digan: “Es que yo no sabía qué era eso del IRS”.

Imagen y +info: expansion.com

¿Qué es la Tasa Tobin? Y reflexiones sobre ella.

noviembre 14, 2012

Aunque ya poca gente se acuerde, y eso que fue hace solo un mes, saltó a la palestra el debate de cómo el entramado financiero podría revertir toda esa ayuda que los ciudadanos les habíamos enviado durante la crisis en forma de rescate. Como de costumbre, en una de esas Cumbres Europeas, que se sacan más fotos de cara a la galería que soluciones, 11 países de la Eurozona han acordado que “impulsarán” la instauración de la Tasa Tobin.

Tasa Robin Hood

Pero maticemos. Para empezar, la Tasa Tobin, comúnmente denominada así para desgracia de su creador James Tobin, no es más que un impuesto proporcional a todas las operaciones financieras. Y digo para desgracia de Tobin, porque su idea no partía del pensamiento de “castigo” a los perversos mercados financieros, sino más bien la Tasa era una forma de estabilizar la compraventa de divisas (muy volátil por aquel entonces) que se produjo en EEUU cuando se abandonó el Patrón Oro.

El caso es que la idea de poder frenar con ese impuesto a los oscuros especuladores gustó y desde entonces algunas asociaciones como ATTAC luchan porque sea una realidad. No en vano, en Reino Unido, ya poseen desde hace más de 200 años una tasa similar para la compra-venta de acciones del 0,5%, la Stamp Duty Reserv Tax. Por contra, otros como Suecia en los 80 han intentado imponer una “Tasa Tobin” obteniendo como resultado una gran fuga de capitales.

La idea, a la que se oponen muchos, como el ex presidente del BCE Jean-Claude Trichet, y otros tantos o más imploran, como Mariano Rajoy, es controvertida. Algunos como OXFAM concluyen que con un 0.5% a todas las transacciones internacionales, se recaudarían 300.000.000.000€ al año (en España también se le suele llamar “Tasa Robin Hood“, para hacerlo más comercial y más demagogo). Bueno, permítanme que lo dude.

Qué queréis que os diga, suena bonito que añadiendo una tasa se generen 300.000 millones de la nada y arreglemos el mundo y todos tan felices. ¿Pero de dónde sale ese dinero? Es muy fácil afirmar que los especuladores lo pagarían. Dejad que os diga que los especuladores serían los que menos problemas tendrían para saltarse este impuesto, como llevan haciendo con otras tantas trabas a la especulación, haciendo uso de los paraísos fiscales.

Realmente, frenar ya sea con un 0,1% o un 0,5% las operaciones financieras internacionales, suena utópico. Por dos motivos principalmente: 1º Deberían hacerlo todos al mismo tiempo y por la misma cuantía de impuesto, ya que de no ser así se fugarían los capitales para operar con ellos, a países que no contemplaran dicha tasa. Y 2º, si la tasa es a la especulación, ¿Qué ocurre con la gente que compra acciones para hacerse con la propiedad de la empresa? O con las empresas que utilizan los derivados para operaciones de cobertura? Por qué han de pagar ellos los platos rotos del sistema financiero?

Acaso no es mejor atacar de raíz y establecer marcos legales y sistemas coherentes con nuestros tiempos, que dejen fluír la economía como lo necesita -máxime en estos tiempos- en vez de poner trabas que perjudiquen a todos para intentar frenar a unos cuantos? Se me ocurre a modo de ejemplo que en vez de castigar a los que asesinen a alguien con 30 años de prisión, se de por sentado que alguno de nosotros asesinará a alguien por estadística, y que todos cumplamos 1 mes de cárcel como castigo. Pagamos justos por pecadores, y así, no.


¿Qué es el PIB? Indicadores alternativos

noviembre 4, 2012

Esta entrada fue publicada con anterioridad en QueAprendemosHoy.com, blog com el que colaboro mensualmente.

En la era de la información, la importancia de la misma reside en que sea fiel y efectiva. En economía, cuantificamos absolutamente todo lo que podemos a fin de comparar datos relativos y absolutos. Esto es un arma de doble filo, pues los números no entienden de cualidades ni calidades.

Todos tenemos una idea de lo que es el Producto Interior Bruto: es el valor monetario (en Euros en el caso de España) de toda la cantidad final producida en una región (comúnmente países) y referido a un espacio temporal (un año o un trimestre, por lo general). De su elaboración da cuenta el INE.  Aunque aparentemente se pueda creer que la cantidad de producción agregada como cifra contable que es no tenga nada que ver con el bienestar social, es habitual ver que se relaciona la calidad de vida de un país con su PIB.

Aunque la relación no es perfecta, los datos empíricos muestran correlación entre el PIB de un país y su Índice de Desarrollo Humano, siendo dicha correlación más estrecha cuanto menor sea el valor del PIB, esto es: que para países más pobres se cumple mejor la relación.

Como veremos a lo largo del artículo, hablaremos indistintamente de PIB y PIB per cápita, aunque lo correcto sería establecer la magnitud total en términos per cápita, veremos que tampoco ha de perdernos esta distinción, pues no es muy adecuado comparar el PIB per cápita entre distintas regiones. Lo único para lo que sí tendría sentido es para eliminar el efecto de los cambios demográficos sobre la magnitud.

No obstante, el indicador de riqueza de un país por excelencia, se deja muchos flecos sueltos por el camino, como por ejemplo: ¿Qué sucede con la economía sumergida, estimada en un 20% del PIB, a efectos de cómputo? Se estima, aunque realmente no se cuenten con datos fiables¿Y si confecciono mi propia ropa o tengo un pequeño huerto para autoconsumo, computan para el PIB? No entran en la base de la suma para el PIB. ¿Qué pasa si un país basa su producción en armamento militar, acaso eso implica una mejora de la calidad de vida o más bien todo lo contrario? No se diferencia entre calidades y cualidades de las cuantías, lo que puede llevar a engaños si solo vemos el PIB como una cifra aislada.

No pretendemos desmerecer el PIB. Su cálculo es sencillo y lo más importante a su favor: está globalmente extendido. Gobiernos, instituciones, empresas y ciudadanos lo usamos en todo momento para elaborar estadísticas y realizar previsiones. Es más, oficialmente, se entra en recesión si la tasa de variación del PIB es negativa, o sea, si de un período para otro la cifra de PIB de un país se reduce. Y he aquí una de las claves: es un gran comparador temporal pero solo referido a la misma región año tras año, ya que se entiende que de un país a otro debido a la diferencia de recursos naturales de partida, puede no ser del todo ‘justo’ o fiel a la realidad juzgar su economía en base a mismos criterios.

Lo que sí no admite ningún tipo de discusión, y aunque hemos dicho antes que presente cierta correlación, es que el PIB no es ningún indicador de la calidad de vida o del bienestar. Deja de lado aspectos como la tasa de alfabetización de la población, la tasa de mortalidad o la distribución de la riqueza dentro de la propia región. Es por esto que en muchas ocasiones podemos y debemos acompañar al PIB de información adicional en forma de otros indicadores que permitan hacer una estimación de la calidad de vida. Veamos algunas propuestas:

El índice de Gini:

Mapa de la inequidad-gini
En morado-rojo: países con alta desigualdad. En amarillo-verde equidistribución de la renta

Da respuesta a cuán concentrada está la riqueza dentro de una región. Basta con un rápido vistazo al gráfico para ver las diferencias entre países. Para valores próximos a 1, la riqueza estará bastante concentrada en pocas personas, mientras que para valores próximos a 0, la riqueza estará equitativamente distribuida. Es de suma importancia saber hasta qué punto el 10 o el 20% más rico de una región superan en riqueza al 10 o al 20% más pobre. De nada sirve que un país sea rico si los recursos están en manos de unos pocos.

Índice de desarrollo humano:

2011 UN Human Development Report Quartiles
Los países representados como más oscuros presentan un mayor IDH

Mediante una serie de ecuaciones aritméticas matemáticas, relaciona:

1.- Salud (Medida por la esperanza de vida al nacer)

2.- Educación (Medida como una combinación de tasa de alfabetización en adultos, junto con la tasa de matriculación en estudios primarios, secundario y superiores)

3.- Riqueza (Medida por el PIB per cápita)

Según esto, a mayor IDH, mayor calidad de vida. Es un indicador que se ha ido extendiendo paulatinamente y actualmente hay datos de casi todos los países.

Podríamos seguir citando ejemplos y ejemplos sobre indicadores alternativos al PIB. Pero lo que pretendo que se plantee el lector es la posibilidad de analizar otros medidores según qué circunstancias, y dejar al PIB la tarea de cuantificar una economía de una región en un período, pero no así su cuando lo que pretendamos es analizar la educación o la sanidad.


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 667 seguidores

Construye un sitio web con WordPress.com